Transportistas aceptarán las multas; continuarán cobrando 7 pesos

El presidente de la Alianza del Autotransporte en el estado de Chiapas, Bersaín Miranda Borraz aseguró esta mañana que “el pasaje está autorizado”, razón por la cual los transportistas lo están aplicando.

 

Miranda Borraz dijo desconocer el posicionamiento del Gobierno del Estado e indicó que mediante una minuta de acuerdo se tenía previsto incrementar un peso el pasaje, esto luego de que ayer por la noche se diera a conocer que Gobierno del Estado a través del secretario general de gobierno, Juan Carlos Gómez Aranda, el titular de la Secretaría de Transporte, Mario Carlos Culebro Velasco y líderes transportistas de las diferentes regiones de Chiapas acordaron no aplicar el incremento de la tarifa del transporte público.

 

Cabe recordar que a finales de diciembre 2016 los transportistas del transporte colectivo de la ciudad de Tuxtla Gutiérrez anunciaron que el costo del servicio incrementaría un peso, por lo que los usuarios tendrían que pagar una cuota de siete pesos.

 

El aumento se tenía estimado para el día 26 de diciembre sin embargo la Secretaría de Transportes respondió en un comunicado que dicho aumento no estaba autorizado  y aun sería analizado por el Comité Consultivo el próximo año.

 

Días después la dependencia estatal anunció que atención a las solicitudes planteadas por todos los líderes del sector y después de efectuar los estudios de factibilidad correspondientes, se decidió que el aumento a la tarifa del servicio público de transporte colectivo se aplicara para el 9 de enero de 2017.

 

Pese a estos antecedentes el gobernador del estado, Manuel Velasco Coello anunció públicamente que el aumento a la tarifa no estaba autorizado. De hecho el mandatario estatal pidió a los usuarios denunciar a aquellas unidades que cobraran los siete pesos.

 

La repentina declaración de Velasco Coello se dio debido a que los transportistas le habrían pedido a la Secretaría de Transportes que el aumento no fuera de solo un peso, y es que la tarifa de siete pesos no les era suficiente por los altos costos de la gasolina y el diésel.

 

Tras escuchar las nuevas peticiones de los transportistas el gobierno del estado no solo se puso en contra de que el aumento fuera mayor, sino que negó rotundamente que el pasaje subiera.

 

La noche del lunes después de varias horas de reunión entre los líderes del trasporte y el Gobierno del Estado se acordó no aumentar la tarifa en el transporte público para apoyar a las familias chiapanecas y se dio a conocer un número para que los usuarios denunciaran a las unidades que arbitrariamente incrementaran la tarifa.

 

Sin embargo, la mañana de este martes los usuarios han denunciado a diferentes medios de comunicación y mediante sus redes sociales que los choferes del transporte colectivo siguen cobrando los siete pesos de pasaje.

 

En esta disputa por el aumento de la tarifa los transportistas los únicos afectados son los usuarios, quienes han tenido que bajarse de las unidades cuando los choferes les dicen que tienen que pagar los siete pesos y ellos se han negado.

 

Son pocas las rutas que han acatado el supuesto acuerdo, y es que los trasportistas han externado que debido al alza de la gasolina ya no les es posible costear el servicio. De hecho han dado a conocer que aunque le subieran solo un peso a la tarifa seguirían con pérdidas, por lo que no podían ofrecer un mejor servicio.

 

La tarifa del transporte público federal sube año con año; en Chiapas desde hace cuatro años no se había aumentado, por lo que en este 2017 los transportistas exigieron incrementar la tarifa.

 

Comentarios

Comentarios

Powered by Facebook Comments

Deja un comentario