Don Rafael con 70 años, conoce cada rincón e historia del Panteón

Don Rafael Álvarez Rincón inició a trabajar en el panteón municipal de Tuxtla Gutiérrez cuando tenía aproximadamente 10 años, en donde primero era cargador de agua, después enterrador y ahora se dedica a limpiar tumbas.

 

Actualmente, Don Rafael tiene 70 años,  su vida ha girado en torno al camposanto,  en donde lo conocen como el maestro, el rey, el que conoce cada rincón e historia de este tradicional lugar de la capital chiapaneca.

 

“El panteón no era así cuando yo comencé a trabajar, todo esto era un corral de alambre,  pero ahorita todo está tan cambiado. Si me hubieran contado cómo se iba a poner yo jamás lo hubiera creído. Antes enterrábamos puro cuerpo, ahora cenizas”, dice con nostalgia Don Rafa.

 

Don Rafa, no tiene hijos, y es que él le prometió a su madre que no se casaría hasta que ella dejara este mundo, así que el tiempo se le pasó, aunque él confiesa que amor nunca le ha faltado, porque fue muy querido por las mujeres.

 

El rey del camposanto acepta que el cuerpo ya no le da para seguir con el oficio de enterrador,  y aunque su familia le ha dicho que ya no vaya a trabajar él todas las mañanas acude al panteón  a seguir con sus labores.

 

Ahora me dedico a lavar tumbas, tengo mis clientes, y a veces tocó la campana de algún hermano que entra. Mucha gente que está acá yo la enterré, políticos, artistas, de todo. El único que no pasó fue Juan Sabines, al más bueno de todos no pude enterrarlo y me dio tristeza”, señala.

 

Don Rafa inicia sus labores a las 7:30 de la mañana  y termina sus labores a las 5:00 de la tarde, una jornada que tan solo el deja 10 pesos al  día, pero que él ve suficiente para poder comer.

 

“El pobre tiene que acercarse al trabajo, debe dedicarse a lo que sea, menos a robar. Yo le agradezco a Dios la oportunidad que me da de que a mi edad yo siga trabajando, porque muchos que comenzaron conmigo ya no están pero mi Dios ha sido muy generoso,  aunque yo no tengo nada, pero sé que con la salud que tengo es suficiente”,  concluyó Don Rafa.

Don Rafa, el rey del camposanto

Panteón Municipal

Facebook comentarios